Diferencias entre comunismos

Transmongoliano • 7 de octubre de 2012

En nuestros viajes hemos estado en varios países excomunistas: Rusia, China y varias repúblicas exsoviéticas (Mongolia, Letonia, Polonia, República Checa, Eslovaquia y Hungría). Sin embargo no en todos los sitios el comunismo fue igual. Mientras en la Unión Soviética se dedicaron a tirar todo lo que recordara a la historia anterior del país y a construir en su lugar horrorosos bloques soviéticos, en China lo conservaron todo.

La intuición me dice que eso es así porque en China había una civilización preexistente, diferente a la grecorromana pero civilizada al fin y al cabo. Los pueblos bárbaros del norte de Europa querían formar parte del Imperio Romano. Supongo que ser Chino en la antigüedad no era malo. En cambio ser tártaro, huno o mongol sí que lo era, prácticamente no tenemos nada de la actualidad que les debamos a esas culturas que formaron una gran parte de lo que ahora es Siberia.

Dos ejemplos. El primero es una tortuga que hay en la avenida de los Animales del complejo de las tumbas Ming, en Pekín. Esa tortuga tiene una inscripción en la que se viene a decir que ya en el siglo XVII los emperadores chinos dedicaban recursos a conservar el patrimonio que tenían. De hecho, a pesar de ser tumbas Ming, los que la conservaron fueron los Qing.

En cambio los rusos se dedicaron a romper cosas. Un ejemplo muy ilustrativo es el del precioso castillo de Königsberg.